Santiaguiños

SantiaguiñoEscrébese moito e ben sobre os mariscos galegos en Galicia e fóra dela. Escrébese moitas veces, tamén, con bastante descoñecemento do asunto. Pero hai un marisco galego do que poucas veces se fala porque non son moitos os galegos, e seguramente menos os de fora, que o teñan visto se non é por fotografías. Falo do santiaguiño.

Segundo estatísticas da Consellería de Pesca, nesta campaña subhastáronse nas lonxas galegas algo menos de 700 quilos desta marisco, cunha enorme diferenza entre os prezos máis altos (130 euros por quilo) e os máis baixos (6 euros/quilo).

Así que me estrañou ver o día 23 de decembro dúas caixas deles na praza de abastos de Santiago de Compostela, e máis aínda me sorprendeu o prezo dos mesmos: 65 euros quilo o día anterior a Noiteboa. Claro que os compradores e compradoras andaban como tolos na busca de camaróns, percebes, ameixas… e non reparaban moito naqueles mariscos que moitos nin coñecían. Seguro que esta Noiteboa houbo santiaguiños nas mesas dos composteláns máis avisados.

Durante bastante tempo, ata que os probei por primeira vez, os santiaguiños foron para min un auténtico misterio. Un bo amigo da zona de Ferrol, amante da boa mesa, sempre poñía o santiaguiño por derriba de calquera outro marisco, mentres eu lía a Álvaro Cunqueiro escribir en A Cociña Galega: “Quedan algunhas cousas miúdas, unhas que non son de moito mérito, coma os santiaguiños, que tiran a seco, aínda que haxa aficionados a xantalos en tortilla, con pirixel picado“. O día que os probei por primeira vez tamén me preguntei que santiaguiños tería comido Cunqueiro, porque o certo é que o meu amigo tiña razón.

Nun tempo non vai ser fácil volver ver este marisco, polo menos galego, xa que co ano rematan os tres meses nos que en Galicia está permitida a súa captura: outubro, novembro e decembro. Se fóra dese trimestre os ve nalgures terán que proceder de Asturias ou Portugal, por exemplo, onde non existe período de veda. E non se fíe dos sitios onde lle digan que so se poden atopar no mes de xullo, que son moitos. Trátase dunha información que vai con varios anos de retraso. Efectivamente, houbo un tempo en que en Galicia so se permitía a captura de santiaguiños no mes de xullo, pero nos últimos anos é o último trimestre do ano o apto para a captura.

6 thoughts on “Santiaguiños

  • 26 de Decembro de 2008 at 09:24 09Fri, 26 Dec 2008 09:24:55 +000055.
    Permalink

    Me han venido recuerdos de mi época de recién casada, cuando salía a cenar con mi marido, por aquí, por las tierras del Norte, y nunca faltaban unos santiaguiños en nuestra mesa. Hace más de 2o años que no los pruebo pero puedo decir que Cunqueiro, nuestro gastrónomo más universal en este caso estaba errado.Los santiaguiños son deliciosos, aunque la verdad, ante la escasez que presentó la especie, los tenía casi olvidados.

    Reply
  • 26 de Decembro de 2008 at 11:34 11Fri, 26 Dec 2008 11:34:53 +000053.
    Permalink

    Si existe un producto del mar que realmente sepa a mar ese es el santiaguiño, fruto delicioso y aunque por su precio muchas veces inalcanzable es sin lugar a dudas (para mi) el mejor manjar de las tierras marinas. Para mi gusto muy superior a unos percebes, a unos camarones, a unas cigalas, etc, etc.
    Si tiene la ocasión y la disposición de probarlos no lo dude y no lo olvidará nunca.

    Reply
  • 26 de Decembro de 2008 at 18:03 06Fri, 26 Dec 2008 18:03:58 +000058.
    Permalink

    Miguel, el dia de Navidad, dos docenas de santiaguiños si estuvieron en una mesa compostela. Y QUE RICOS Y SABROSOS estaban¡¡¡¡, y eso que no estabamos avisados, pero como bien dices, no los apreciaba las gente, y mejor asi¡¡¡.

    Reply
  • 27 de Decembro de 2008 at 15:39 03Sat, 27 Dec 2008 15:39:41 +000041.
    Permalink

    Me parece que ésos santiaguiños son un chollo y no de los pequeños.Dando por hecho que se trata del santiaguin rojo y no del blanco de altura (mucho menos sabroso ), son precios que ya no se ven.En Mercamadrid los he visto éstas navidades a 130 €/kg, de gran tamaño y calibrados (sin mezclar),y en Asturias más concretamente en el muelle del musel andaban por 100, 110 éstos ya de diversos tamaños.
    Siempre me ha parecido un marisco muy bueno, aunque no se si me llaman más por su aspecto arcaico o por su sabor.
    En cualquier caso se trata de un bocado de lujo.

    Reply
  • 14 de Xaneiro de 2009 at 17:47 05Wed, 14 Jan 2009 17:47:54 +000054.
    Permalink

    Yo los he comido sólo una vez, en Portugal (les llaman Santiagos), y estaban riquísimos y sabrosos. Lástima que sean tan raros e inalcanzables.

    Reply
  • 15 de Xaneiro de 2012 at 17:18 05Sun, 15 Jan 2012 17:18:40 +000040.
    Permalink

    Miguel, es un gran marisco sin duda y Cunqueiro como todo sabio, en esto se equivocaba sin ningún genero de dudas. Yo los tomé en un restaurante de Santiago estas navidades. Impresionantes!!!!!!. En los años 70 y primerísimos de los 80 eran más faciles de ver en marisquerías. Yo los tengo probado en el San clemente o el Camilo por ejemplo.
    Pero lo mas mágico de este marisco es q alguien me explique como es posible q tenga una tan clara y evidente cruz de la orden de Santiago en su cabeza. Si aquí no hay leyenda habría q inventársela. No hay duda , el Apóstol Santiago prefería este marisco a los percebes y lo dejó escrito en su cabeza. No puede ser casualidad…

    Reply

Deixa unha resposta

O teu enderezo electrónico non se publicará Os campos obrigatorios están marcados con *