Artesanía

Pan y empanadas de Amadora (As Nogais).

Las navajas de Manuel, de Cervantes (Lugo)

Uno se harta de leer pamplinas sobre artesanía alimentaria y descubre la verdadera artesanía en pequeñas ferias como la del queso del Cebreiro, que tuvo lugar el Jueves Santo de 2011.

Amadora, de As Nogais, me invita a un bollo preñado con un delicioso chorizo picante mientras me cuenta, orgullosa, que cuece el pan y las empanadas (¡que pinta las empanadas!) en un viejo horno de los de toda la vida, en los que se hace el fuego en el interior y, una vez conseguida la temperatura de ahornar, se sacan las brasas y se barre antes de meter el pan o las empanadas.

Le pregunto dónde tiene la panadería o el despacho y me dice que no existe, que ella solo trabaja para asistir a algunas ferias como esta de Pedrafita. Por el momento solo la mueve la afición, pero asegura que está pensando en montar una panadería. Que así sea.

En el puesto de al lado Manuel, erguido como una vara, asiente sobre las maravillas de este pan y de las empanadas de Amadora, y en un par de ocasiones le presta una de sus obras para que la panadera pueda cortar pan.

Manuel es de Cervantes y lleva tres años haciendo navajas al estilo tradicional. Le pregunto la edad y me dice que tiene noventa años, camino de los noventa y uno.

Manifiesto mi sorpresa de las últimas semanas al ver como renace un oficio abandonado hay algún tiempo en Galicia: el de fabricante de navajas. Hace pocas semanas compré en Vilalba una procedente de O Páramo (Lugo), hecha por un hombre que solo lleva un año en el negocio. Ahora una de las navajas elaboradas por Manuel ya hace compañía al resto de mi pequeña colección en la que dominan las de Taramundi, que hasta hace poco era el único lugar de la frontera gallego-asturiana en la que se conservaba la tradición.

Por suerte, cuando los ferreiros de Taramundi prostituyeron su artesanía incorporando el acero inoxidable, renace en Galicia una artesanía perdida. Tengo otras dos navajas hechas en A Pontenova (Lugo), compradas en septiembre en Lourenzá, con motivo de la fiesta de las fabas. Todas son de acero, sin apellidos (hierro carbono).

Les pido a Amadora y Manuel permiso para fotografiarlos y ambos posan orgullosos con sus obras

2 comentarios sobre “Artesanía

  • el 28 de abril de 2011 a las 20:03 08Thu, 28 Apr 2011 20:03:27 +000027.
    Permalink

    Querido amigo:

    Soy de los que aun el pasado no puedo olvidarlo, que tenemos que conservar nuestras tradiciones,las cucharas de madera, las filloas a la piedra , el caldo hecho en la lareira, por mucha tecnología que tengamos, no superara nunca lo que realmente esta bien hecho, sigamos con lo nuestro y nuestras costumbres. Un abrazo.

    Respuesta
  • el 07 de junio de 2011 a las 13:09 01Tue, 07 Jun 2011 13:09:49 +000049.
    Permalink

    Alguien me podría poner en contacto con Manuel, el herreo de cervantes. Me encantaría comprar alguna de sus navajas.
    Un saludo

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *