Presunta falsificación de contraetiquetas en Ribeiro

Según un comunicado de la Xunta de Galicia, la Consellería de Medio Rural retiró del mercado el vino de Bodegas Barbantiño, acusada por el Consejo Regulador de la Denominación de Orixe Ribeiro de falsificación de contraetiquetas. La denuncia fue presentada el pasado día 2 de enero.

Medio Rural abrirá un expediente sancionador a la bodega por infracción muy grave contra la Ley de la Viña y el Vino, lo que puede suponerle a la empresa una multa de entre 30.001 y 300.000 euros.

La Xunta “lamenta el ocurrido en este caso, que considera puntual y aislado, pero al tiempo se exalta del correcto funcionamiento de los controles e inspecciones para localizar y evitar este tipo de situaciones. El Gobierno Gallego quiere insistir, al tiempo, en la calidad contrastada de los vinos gallegos en general y de los caldos certificados con el indicativo de las diferentes denominaciones de origen de la Comunidad Autónoma, que se ponen de manifiesto, precisamente, por esa eficacia de los sistemas de control y vigilancia, y enviar un mensaje de tranquilidad a la opinión pública y a los consumidores en general, precisando que se trata de un caso puntual y aislado, para nada representativo del sector vitivinícola gallego” y también asegura que no existe ningún tipo de riesgo sanitario.

En la web de Barbantiño no funciona el enlace con el apartado en el que se muestran las distintas marcas de la bodega. Según Xornal Galicia, los servicios de inspección encontraron contraetiquetas falsas en botellas de las marcas Real Bantiño, Bantiño y Viñaribia, marca esta última que no aparece entre las que recoje la web de la D.O..

6 comentarios sobre “Presunta falsificación de contraetiquetas en Ribeiro

  • el 05 de enero de 2010 a las 18:32 06Tue, 05 Jan 2010 18:32:31 +000031.
    Permalink

    Outra mala noticia para o Ribeiro, que xa se había recuperado doutro caso parecido de Adegas Arnoya.
    Espero que se sancione debidamente,os presuntos delincuentes, e o mais importante, que non afecte a esta gran denominación, que sigue demostrando sen apenas publicidade, con gran descoñecemento do público xeral do que verdaderamente se esta a facer (aínda que saíu publicada unha enquisa, na que era das D.O. ‘s mais coñecidas, a imaxe do público xeral, non se achega o que actualmente se esta a facer na zona), como pode elaborar viños de primer nivel.

    Espero que tan só sexa unha pedra no zapato, que se poda acabar quitando.

    Respuesta
  • el 06 de enero de 2010 a las 00:30 12Wed, 06 Jan 2010 00:30:31 +000031.
    Permalink

    En realidade, de significar algo, a cachada significa que os procedementos de control do consello regulador funcionan. E así debería ser enfocado. Habería que ver se serían capaces de pasar a proba outras DOP de maior pedigrí, incluíndo algunhas galegas…..
    A mágoa é que, na maioría dos casos e por desgraza, o control só pode estar referido ás propias etiquetas e, como moito, á estimación do producido/comercializado. Das prácticas vitícolas e das enolóxicas, mellor nin falamos. Por eso eu bebo cervexa (estrella, non se me mosquee, don colineta….)

    Respuesta
  • el 06 de enero de 2010 a las 00:46 12Wed, 06 Jan 2010 00:46:26 +000026.
    Permalink

    Sintó eSedidió… o de que beba viño por por mor descontrol nas practicas vitivinícolas (no que coincido con vostede)… algo similar en canto ao descontrol co que se elabora a cervexa (Incluidas as marcas galegas)… e o descontrol que se producen e manufactrura a inmensa maioria dos productos que se venden na gran distribución…

    Pero non pasa nada….

    Respuesta
  • el 06 de enero de 2010 a las 00:46 12Wed, 06 Jan 2010 00:46:50 +000050.
    Permalink

    “O de que NON beba…” queria dicir…

    Respuesta
  • el 06 de enero de 2010 a las 01:26 01Wed, 06 Jan 2010 01:26:18 +000018.
    Permalink

    Home, era unha hipérbole, que algo de viño lle bebo (nos calimochos, quero dicir :-))

    Respuesta
  • el 06 de enero de 2010 a las 12:08 12Wed, 06 Jan 2010 12:08:07 +000007.
    Permalink

    Penso que efectivamente esta é unha proba da “saúde” do Consello Regulador do Ribeiro e dos seus controis. Cousa que se agradece.
    Pero lamentablemente a idea que vai quedar nos consumidores menos informados, que son a inmensa maioría, é de que no Ribeiro se comete fraude.
    E o gran problema é que eses consumidores asocian denominación de orixe con calidade suprema. Así que na rúa do Franco de Santiago mercan tres botelllas de Ribeiro ou de alvariño (eles non buscan Rías Baixas) por menos de dez euros e vanse para a casa pensando que levan o mellor do mellor.
    Na presentación de slow food na que non hai moito estiven en Muxía unha persoa do público dicía que el non bebía ningún viño que non tivera D.O. Quedeime coas gañas, por falta de tempo, de explicarlle que nin todo o que se ampara baixo unha D.O. é excelso nin todo o que se produce fora da mesma é unha merda, con perdón. Teño un post sobre o asunto na cabeza, pero as mans están vagas, vagas e os carallo dos Reis Magos non me trouxeron o casco “blutuz” que comunica directamente os meus miolos co panel de control do blog. ¡Todo por non buscalo! Vagos, que son uns Reis Vagos.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *