Casa Grande de Xanceda, un ejemplo a seguir

Las vacas de Casa Grande de Xanceda viven más que la media por sus especiales condiciones de cría. Y son las segundas productoras de España de leche ecológica y las primeras de yogur ecológico

Vacas felices. Es la definición que hizo de su ganado el propietario de Casa Grande de Xanceda, Juan Fernández Armesto. Vacas que viven en libertad, alimentadas de forma natural y destinadas a alimentar de la misma manera a niños y mayores.

Llega uno a la Casa Grande y lo primero que sorprende es no encontrar allí un restaurante o una casa de turismo rural en un entorno privilegiado y cuidado hasta el ultimo detalle.

Fue el capricho final de un periodista mítico de los últimos años del franquismo y primeros de la transición, Felipe Fernández Armesto, más conocido como Augusto Assía, experto en la Segunda Guerra Mundial, que fue corresponsal en Berlín, de donde fue expulsado por los nazis, y Londres.

El legado del periodista sigue vivo en la biblioteca de la casa, pero también en una explotación ganadera que comenzó siendo la primera en importar ganado frisón selecto y acabó convertida en la primera productora española de yogures ecológicos y segunda de leche ecológica.

La Casa Grande lleva un tiempo en todos los periódicos, después de presentar su yogur junior, especialmente formulado para los mas jóvenes, que estará en el mercado en agosto.

Lamentablemente resulta mas fácil encontrar sus productos en una pequeña villa andaluza que en una ciudad gallega. Como indica el director comercial, Broder Fernandez-Obanza, aun ninguna cadena de supermercados de capital gallego se interesó por los yogures, que sí venden cadenas de fuera del país.

Los yogures de Xanceda están presentes en el menú de muchos colegios andaluces que optan por menús ecológicos, cosa que quisieran repetir en Galicia.

Pero, ¿qué tienen de especial estos yogures?

Primero la leche, que procede íntegramente de la propia explotación que cuenta con alrededor de 400 animales entre vacas en producción, novillas y terneras, criadas bajo los preceptos de la producción ecológica, pastando en los pastos de la explotación y alimentados con silo de hierba y maíz y con cereales. Para producir los alimentos que precisa la Casa Grande cuenta con un total de 160 hectáreas de terreno.

La leche ecológica se transforma en yogur ecológico en la misma explotación. En la producción de yogures no ecológicos a la leche líquida se le añade leche en polvo y gelatinas para espesarla. En Xanceda no se añade nada, sino que se extrae agua por medios físicos, obteniendo los mismos resultados: una leche más concentrada.

Los yogures con frutas se preparan con una mermelada de frutas ecológicas y azúcar moreno de caña, también ecológica. La mermelada procede de Austria ya que en España nadie elabora el producto fresco que demanda la marca, pero una buena parte de las frutas empleadas son españolas. Broder Fernández expresa su deseo de que la mermelada también se produzca en Galicia, pero de momento e imposible.

La Casa produce cada año 1,1 millones de litros de leche, de los que 200.000 se transforman en yogur (alrededor de 1 millón de unidades al año) y el resto se vende a President para su línea de leche ecológica. El objetivo de la firma es llegar en los próximos años a transformar en yogur hasta 400.000 litros de leche e incluso entrar en el negocio de la leche fresca (pasteurizada) ecológica, para lo cual según Broder Fernández podrían implantar una tecnología que permite que la leche se conserve hasta 20 días en condiciones excelentes de consumo, frente a aproximadamente una semana de la leche fresca que en la actualidad se puede encontrar en los supermercados gallegos, de la marca Leyma.

Otro de los productos que próximamente podrían salir al mercado es el yogur líquido, con una importante novedad sobre los existentes actualmente en el mercado: no solo sería yogur líquido ecológico sino que se presentaría en porciones individuales, en los mismos vasitos que ya emplean para el resto de yogures pero con una tapa especial que permite consumir el líquido directamente desde el vasito.

Casa Grande de Xanceda es un ejemplo de lo que puede ser el sector agroalimentario gallego, con producciones muy especializadas y de altísima calidad. Pero una vez más se cumple el dicho de que nadie es profeta en su tierra y aquí solo puede encontrarse su producto en El Corte Inglés y algunas tiendas de productos ecológicos y delicatessen. En el resto de España los hay incluso en Ikea y en Portugal se encuentran en la red de establecimientos de Alcampo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *