Pican o no

– “Los que yo vendo no pica ninguno” asegura la pementeira de Herbón ante la cesta de pimientos que acaba de coger en su invernadero.

– “Pero a mí me gusta que alguno pique” le digo, a lo que me contesta que no hay problema, que ella me pondrá por medio alguno de los que pican.

– “Así que usted sabe distinguir los que pican de los que no”, digo, tirando las redes una vez más a ver si por fin consigo que alguien me diga cómo se distinguen unos de los otros.

La pementeira me mira cómo si me perdonara la vida y exclama algo irritada: “Llevo toda la vida entre los pimientos porque a los seis años ya iba al mercado venderlos, así que los distingo a la primera”. Es el momento de preguntar cuáles son las señas de los picantes, pregunta a la que por toda respuesta recibo un pimiento en la mano y la afirmación “Este pica”.

Miro y veo que se trata de un pimiento grande. Así que echo la primera: “Pican los grandes, eh!”. La respuesta es otro pimiento, esta vez pequeño, y otra lacónica afirmación “Este también pica”.

Hay que volver a comenzar. El primer pimiento además de grande era corto y gordo, así que voy por esa vía y la mujer vuelve a responder de la misma manera: me pone en la mano un pimiento largo y estrecho y dice que aquel también pica.

Aún me queda un último recurso. “También hay quien dice que se distinguen por la piel, que los picantes la tienen más transparente y los que no pican más opaca?, digo. La respuesta es contundente: “Ya”.

Y antes de que yo pueda decir nada más la mujer comienza a hablar de nuevo: “Mire, lo que sale retorcido, sale retorcido y ya no hay quien lo enderece. Me pasó con los hijos, que de pequeños iban a la pasantía porque de aquella no había guarderías, y dos salieron de la pasantía sabiendo leer y escribir, pero con el otro no hubo manera…?. La mujer sigue explicándome como el maestro de la pasantía había ido a disculparse por no haber sido capaz de conseguir nada de él, y como fue ella la que consiguió ponerlo en el bueno camino, y como los niños aprenden a la primera aunque algunos es difícil sacárselo de dentro, y…

Nada que hacer, seguiré sin saber cómo se distinguen los picantes de los otros” pensé. Un momento después la mujer cambió de conversación, cogió de mi mano los pimientos que ella decía que picaban y me explicó su secreto. Llevé aquellos pimientos a casa y los freí. Picaban todos. Y llevé de los otros y no picaba ninguno.

Ahora, antes de revelar el secreto, espero escuchar vuestras teorías en los comentarios.

8 comentarios sobre “Pican o no

  • el 30 de mayo de 2008 a las 17:46 05Fri, 30 May 2008 17:46:05 +000005.
    Permalink

    Ni idea tenia la señora. Ni nadie. Los pimientos de padron basan su picor en una sustancia que se desarrola mas o menos en unos que otros por razones quimicas que no se acierta a definir por los simples rasgos exteriores del fruto.
    Es cierto que se da estadisticamente mas en los grandes que en los pequeños, que se da mas en los mas mas con la edad del pimiento y que si colocas pimientos de Padron cerca de otros rojos normales estos pueden tambien picar porque la sustancia se comparte via raices.
    Fuera de esto decir que unos pican o otros no a simple vista es cuestion de «meigallo».
    Que haberlas ailas (jeje)

    Respuesta
  • el 30 de mayo de 2008 a las 18:34 06Fri, 30 May 2008 18:34:14 +000014.
    Permalink

    Ni idea. Pero me tienes dándole al refresh hasta que lo descubras :). Esto es la noticia más grande desde que se decubrió agua en Marte.

    Respuesta
  • el 30 de mayo de 2008 a las 22:32 10Fri, 30 May 2008 22:32:05 +000005.
    Permalink

    José Luis, solo te puedo decir que los que la señora sacó de la cesta asegurando que eran picantes acabaron en mi sartén y picaban. Y los que dijo que no picaban fueron a la misma sartén y la señora tenía razón. Por lo que me dijo, calculo que lleva entre 50 y 60 años entre pimientos.
    Carlos, hasta la semana que viene no podrás resolver la duda, que no voy a tener tiempo en el fin de semana se escribir gran cosa.
    ¿Más comentarios?

    Respuesta
  • el 31 de mayo de 2008 a las 00:47 12Sat, 31 May 2008 00:47:01 +000001.
    Permalink

    pois…por unha forma más retorta? nin idea, xa contarás

    Respuesta
  • el 31 de mayo de 2008 a las 02:52 02Sat, 31 May 2008 02:52:51 +000051.
    Permalink

    Os retorcidos son os que pican e decir aqueles que non son ben feitiños pican e ainda sendo ben feitos poden ser retorcidos, como os fillos da señora xDD.

    Outra opción é se a foto é unha pista que piquen aqueles que teñen manchas castañas ao redor do rabo.

    Respuesta
  • el 02 de junio de 2008 a las 09:44 09Mon, 02 Jun 2008 09:44:06 +000006.
    Permalink

    Din que fai unhos anos sacaron unha «raza» modificada xeneticamente que non pica. Eu penso que os de sempre o que tenñen e «que uhos pican e outros non»….

    Respuesta
  • Pingback: Colineta » Blog Archive » ¿Cómo combatir el picante de los pimientos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *