El triunfo del licor de hierbas

A pesar de que el licor café disfrute en Galicia de un gran prestigio en amplias capas de la población y de manera especial entre algunos grupos de gente joven ligada a fenómenos musicales y artísticos, es el licor de hierbas el que domina el mercado, por lo menos en lo referido a bebidas amparadas por el consejo regulador de los Aguardientes y Licores Tradicionales.

En 2007 el consejo emitió más de 390.000 contraetiquetas (259.178 litros), siendo la primera ocasión en que el aguardiente perdía la primera posición en favor del licor de hierbas. Según datos del propio consejo regulador el año pasado se comercializaron 116.215 litros de licor de hierbas frente a 103.556 litros de aguardiente y 34.947 litros de licor café. Quedan fuera de estos datos todo el licor café, de hierbas y aguardiente que se comercializa a la margen del consejo regulador.

Evaristo Rodríguez, presidente del consejo, considera que las restricciones al consumo de alcohol están detrás del evidente cambio en los usos de los consumidores, que en su opinión “buscan bebidas de menos graduación”.

Según la normativa, el grado alcohólico del licor de hierbas y el licor café estará entre 15 y 40 grados. No hay que confundir “licor de hierbas” y “aguardiente de hierbas”, ya que la graduación de este último está entre 37,5 y 50 grados y, naturalmente, no lleva el añadido de azúcar como en el caso del licor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *