De vinos con Angelina Jolie

Tienen los madrileños una curiosa costumbre que llama la atención de los etnógrafos y viajeros procedentes de otras culturas: salir de cañas con los amigos (yo sé algo del asunto, que para algo viví en el foro 18 años). Se reúnen varios colega y van de bar en bar, bebiendo vasos de cerveza (que llaman cañas cuando deberían decir cañas de cerveza, ya que caña es el vaso, no el contenido). Para acompañar la cerveza los madrileños comen pequeñas porciones de tortilla de patata, boquerones en vinagre, aceitunas, gambas, calamares fritos, y cosas por el estilo en los sitios de altura. En las tabernas más populares la cerveza resulta más barata, pero la tapa, que así se llama esa pequeña porción de alimento, no va más allá de un poco de sangre cocida, unos trozos de patatas acabadas de freír con sal como todo aliño…

Centro esta descripción en Madrid por ponerle un lugar geográfico a la cosa, pero el acontecimiento se repite en muchos otros lugares de España. En Galicia no. En Galicia se reúnen los amigos para salir tomar unos vinos. Lo que sí se repite entre nosotros es la costumbre de comer las tapas, aunque el contenido de las mismas sea bastante diferente que en Madrid.

Ya notarían algo de coña en la manera de contar el cuento. Es que no me parece serio que un año más nos vengan con la coña de las encuestas sobre el consumo de cerveza y sobre los personajes con que nos iríamos de cañas. La encuesta publicada en algunos periódicos dice que los gallegos se irían de cañas con Zapatero y Fraga, por ese orden. Lástima que no preguntaran con quien iríamos a tomar unos vinos, que a mí, si me dan a escoger, prefiero a Angelina Jolie. Mi mujer no, ella prefiere a Miel Gibson. Cosas de las encuestas.

Pero al final los gallegos salimos a tomar algo con los amigos, y en mi círculo de amistades no está ninguno de los cuatro personajes citados. Lo que ya no es tan seguro es lo que bebemos los gallegos. Por lo menos no parecen estar muy seguros los autores de la encuesta. El periódico dice que el 31% prefiere la cerveza, seguida de los refrescos de cola (19%) y de los de limón (9%).

Como esos datos, referidos a Galicia, me parecen más falsos que los billetes de 37,50 pido que me manden la información completa. Sorpresa: este año solo se fijo una encuesta sobre la compañía preferida, pero no sobre la bebida. Los datos sobre el dominio de la cerveza en nuestros gustos son del año pasado, según me dicen, aunque los que me remiten están datados en agosto de 2003.

El informe confirma los datos que recogí unas líneas antes y añade que el cuarto lugar está ocupado por el vino (7%). Si no me equivoco esto supone que por cada gallego que toma vino en el aperitivo, hay cuatro que beben refrescos de cola o limón y cinco que beben cerveza. Mientras, el Ministerio de Agricultura asegura que el consumo de vino en Galicia duplica al de cerveza, por lo que solo nos queda deducir que en las comidas y fuera del aperitivo los gallegos le damos al morapio de manera desaforada.

Por lo que respeta a las tapas, la encuesta dice que el 36% por ciento de los gallegos prefieren la tortilla de patatas, seguida de las aceitunas y la ensalada rusa. Después vienen el jamón, chorizo y lomo, los tres metidos en un saco, los calamares a la romana y así hasta un total de 19 especialidades tan gallegas como las gambas al ajillo, las rabas, el pescado frito (supongo que será pescaíto andalú) y otros. Como el porcentaje más bajo de los 19 productos de la lista corresponde a las anchoas y a las patatas bravas, con un mísero 1% en cada caso, supongo que la empanada, los callos, la zorza, la oreja, y otros productos no están presentes porque a los gallegos no nos gustan, lo que demuestra la tremenda equivocación de nuestros hosteleros, que se empeñan en ponernos callos cuando preferimos, pongamos por caso, rabas. Afortunadamente, entre los 19 productos está el pulpo á feira, que prefiere el 2 por ciento de los encuestados.

¿Se reconocen ustedes en estos resultados o, como yo, piensan que nos están tomando de coña?. Aseguran los responsables del trabajo que hicieron 1.700 consultas en toda España (por población a Galicia le corresponden alrededor de 100), pero yo estoy por creer que tampoco esto es cierto. Claro que siempre cabe la posibilidad de que hubieran preguntado a cien gallegos residentes en Madrid cuando andaban de cañas. Entonces sí, los resultados sería fiables y yo no tendría razón para, una vez más, comportarme como un destripa encuestas enfadado.

Me olvidaba de decir que la encuesta fue hecha bajo encargo de una asociación de cerveceros españoles. Y también que yo comienzo bebiendo cerveza cuando salo con los amigos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *